26 de septiembre de 2022 12:40 | EJPANIA 🇪🇸
DIARIO SATÍRICO | Rigor subjetivo

“Pinball”, la asignatura estrella en los institutos cántabros a partir del curso 21/22

Christian pasó de estar suspendido a tener un seis en Inglés gracias al pinball

La Consejería de Educación Deportes y Festejos hará efectiva de manera progresiva y a partir del próximo curso una de sus propuestas más controvertidas: la introducción del “pinball” en los institutos de secundaria. La incorporación de este popular juego no tendrá un enfoque meramente didáctico sino que contará para redondear la nota en ciertas asignaturas y, eventualmente, se espera que tenga entidad y recursos suficientes como para constituirse en una materia más.

Según Joaquím Ascazo, inspector educativo, el juego del pinball reúne muchas características positivas para el alumnado, ya que “ aumenta la agudeza visual, los reflejos y la atención”. Las asignaturas concernidas en esta modalidad de juego en su programación serán Educación Física, Inglés –ya que las instrucciones están en el idioma de Shakespeare- y Matemáticas.

El sistema de redondeo será totalmente objetivo al ser los alumnos/as que consigan más veces extra bonus o extra ball los beneficiados. “La tradicional apatía y seriedad de los centros de secundaria  será cosa del pasado gracias a las máquinas de pinball con sus expresivos colores y sonidos y –a la par- se acercarán a la sociedad haciéndose más humanos”, asegura Ascazo.

La prueba piloto ha sido llevada a cabo en el IES “La Quinta” de Mataporquera y según su equipo directivo ha sido muy esperanzadora. Las siete máquinas instaladas por Consejería han ocupado el vestíbulo del centro generando un ingreso extra y completando el horario de un profesor de Griego.

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email

Newsletter:

Todos los lunes un resumen de la semana, para empezar la semana con buen pie (o malo) o como sea. No prometemos nada:

«La corrupción no es buena ni mala, sino el uso que se le dé»
Esperanza Aguirre
Detectora de talentos